El autor y director Ariel Aloi que ofrece el show en el teatro Porteño de Corrientes al 1630 basa la escena en su propia experiencia profesional como cuidador del Hospital Isidoro Iriarte de Quilmes donde trabajó con personas en situación de calle, psiquiátricos y pacientes terminales.