La actriz estadounidense, quien encarna nuevamente a una traumada madre soltera víctima de abuso sexual en la serie “Big Little Lies”, lo señaló en una charla a la que accedió Télam.